El Síndrome de Diógenes es una condición de auto-negligencia severa, retraimiento social, auto-odio o indiferencia destructiva y acumulación compulsiva. Para las personas que sufren de este síndrome, normalmente personas mayores, la vergüenza es irrelevante. Viviendo en condiciones deplorables, rodeado de basura, desechos humanos y/o animales domésticos y suciedad, éste síndrome es un peligro para los enfermos y para aquellos que les rodean.

El primer paso para ayudar a alguien que sufre de síndrome de Diógenes es la limpieza de su entorno. El acaparamiento extremo y compulsivo sólo puede curarse limpiando primero el área afectada. La diferencia principal entre los acaparadores normales y las personas que padecen esta enfermedad es que casi nunca pedirá ayuda por su cuenta. Depende de los trabajadores sociales, la familia, los vecinos o el personal de emergencia para solicitar que se realice una limpieza inicial. Ponerse en contacto con un especialista de limpieza FastControl es el primer paso para su curación. Sabemos que este es un tema delicado y te ofrecemos un servicio discreto, intentando camuflarlo como un control de plagas al uso.

Una vez que la limpieza general de la situación de acaparamiento ha comenzado, una limpieza más profunda es necesaria para la ropa sucia, muebles y alfombras que -más que probable- presente un nivel elevado de patógenos, plagas de insectos e incluso de animales como las ratas o ratones, todos ellos atraídos por la cantidad de alimentos que se cuela en un ambiente desordenado.

Una vez realizada la limpieza y desinfección profesional, pueden empezar su trabajo los psicólogos que usted disponga para el tratamiento (no incluido en el servicio).

Pin It on Pinterest

Share This